martes, 30 de octubre de 2012

Hoy llueve

Hoy llueve.

Hoy, que está todo encharcado se me ha ocurrido no ponerme las botas de agua. De hecho, hoy se me ha ocurrido ponerme esas botas maravillosas pero rotas (y que no tiras  por eso de que son maravillosas) y me he calado hasta la rodilla. El día está gris y llueve. Día de mantita y casa. Sólo que a mí me encanta la lluvia, me encanta su olor, el frescor de las gotas sobre la piel e incluso protestar cuando el pelo, con vida propia, decide encresparse hasta parecerse a un peinado cardado de la Movida. Me encantan las gotas en los cristales, haciendo carreras mientras se precipitan hacia el infinito. Me encanta el monotono del paisaje, pintado en acuarela con el mismo pincel. El goterón que te cae sin avisar al centro mismo de la cabeza y que parece te hubiera mojado entera. Incluso el final de la lluvia, cuando ya sólo oyes unas pocas gotas chocar contra el tejado para que de pronto todo quede en calma, como si nunca hubiese pasado una tormenta.

Me hace sentir viva.

jueves, 25 de octubre de 2012

Repartos


Ejemplo Gráfico: No es que no haya dinero, es que está cada vez PEOR repartido.